Saltar al contenido

Oasisamérica: características, ubicación, culturas, historia

En este posteo vamos a hablar de Oasisamérica, que es, su ubicación, sus características, las culturas que residieron en la misma. Así como todas las condiciones geográficas, su clima, la flora y fauna propia del lugar como también el relieve del terreno y la hidrografía que lo atraviesa. La Oasisamérica es un término utilizado por antropólogos para referirse a una área cultural muy antigua y amplia.

Oasisamérica ¿Qué es?

En la época prehispánica de América, y especialmente la zona Mexicana, estuvieron habitadas por múltiples culturas, que tenían rasgos diferenciales en base a las condiciones ambientales en las que se encontraban. Estas culturas oasisamericanas pasaron del nomadismo al sedentarismo gracias a las prácticas agrícolas que les permitieron asentarse. Hoy vamos a hablar de la región de Oasisamérica, que se encuentra ubicada en el suroeste de Estados Unidos y en el Norte de México.

Las regiones  culturales son tres, Mesoamérica, Aridoamérica y Oasisamérica. En esta ocasión vamos a hablar sobre la última de estas. La Oasisamérica es una región cultural, que al igual que las otras regiones existe aun antes de la llegada de los conquistadores a América. Oasisamérica fue una de las principales áreas precolombinas, sin embargo tardó en asentarse y desarrollarse debido a su escasez de agua. 

Fue el hogar de grupos sedentarios agrícolas con culturas complejas y diferenciadas de las otras regiones, aunque compartían algunos rasgos. Se estima que estas comunidades comenzaron a asentarse a partir del 100 d.C. Su origen surge unos dos mil años después de la separación de Mesoamérica y Aridoamérica. Tiene su auge entre 1205 y 1261, y es abandonada alrededor de 1341. Es decir, muchas culturas oasisamericanas desaparecieron antes de la llegada de los conquistadores, y los que sobrevivieron fueron avasallados por los mismos o incorporados al imperio colonial. 

Su nombre proviene de la combinación de Oasis y América y fue atribuido por el investigador Paul Kirchhork por los asentamientos de grandes poblaciones en pequeños oasis. Estos asentamientos se debían a los grandes ríos que pasaban por allí y permitían un mejor acceso al agua. De la misma forma debe su nombre a su posición geográfica, ya que se encontraba entre medio de las altas culturas mesoamericanas y de las culturas nómades aridoamericanas. Es decir, no fue una región ni tan abundante y fértil como Mesoamérica, ni tan seca y nómada como la Aridoamérica. Se encontraba en un punto intermedio, porque si bien corresponde a una zona seca, allí se encontraban diferentes ríos y lagunas que permiten un clima un poco más ameno. 

Los oasisamericanos se convierten en verdaderos agricultores cerca del 600 d.C. aunque se desconoce quien introdujo las prácticas agrícolas o si fue un descubrimiento propio de esa civilización debido a condiciones climáticas más favorables. A pesar de que eran agricultores,  las condiciones climáticas eran desfavorables, y sus cosechas no eran tan buenas, por lo que complementaban su alimentación y subsistencia con otras actividades como la recolección, la caza y la pesca. Los múltiples roles posibles para ocupar en relación a la subsistencia, diversifican profundamente la cultura.

Ubicación de Oasisamérica

En la actualidad los territorios están delimitados de forma muy precisa en todo el mundo. Sin embargo en las épocas donde existieron estas culturas la delimitación de los espacios consistía simplemente se asentadas y establecen que ese era su lugar. 

La Oasisamérica es una región situada entre el noroeste de México y el suroeste de Estados Unidos. Los estados actuales de la Oasisamérica seria, los Estados de Chihuahua y Sonora en México. Y los estados de Arizona, Utah, Nuevo México, Colorado, Texas Nevada y California en Estados UnidosEstá rodeada por los desiertos de Sonora, Chihuahua y Arizona, que con el paso de los años fueron expandiéndose.

Se podría decir que Oasisamérica se encontraba dentro de Aridoamérica, aunque con limites diferenciados, la ultima limitaba con Mesoamérica en el sur. Los aridoamericanos eran nómades, sin embargo los oasisamericanos se asentaron convirtiéndose en sedentarios e intentando aprovechar los recursos de la tierra.

Características de Oasisamérica

Su ubicación se encuentra en los actuales territorios de Utah, Arizona, Nuevo México, Colorado, Sonora, Chihuahua y en algunas partes de California, Baja California y Texas. Se desconoce su surgimiento. No saben si son culturas independientes o migrantes de Mesoamérica que lograron asentarse.

Oasisamérica estaba en una zona geográfica rodeada de desiertos pero con múltiples ríos y pequeños oasis que permitieron el desarrollo de la agricultura, aprovechando al máximo las pocas tierras fértiles que ofrecían esa zonas.  Estaba rodeada de la Sierra Madre Occidental y las Montañas Rocosas. Por lo que su terreno también era montañoso y su suelo seco, agrietado y mayormente infértil.

La Oasisamérica se caracterizó por un clima seco y árido con escasas lluvias. Lo que provoco que muchas veces fuera necesario almacenar agua de lluvia. Debido al clima seco y caluroso la vegetación era sumamente escasa, al igual que la fauna. Los animales y plantas de Oasisamérica tenían una extrema adaptación al clima y al ambiente tan adverso para la supervivencia.

En relación a la agricultura los pobladores aprovecharon al máximo sus tierras y utilizaron los oasis y las corrientes de río para distribuir el agua y poder irrigar mayor terreno a través de la construcción de canales, que eran similares a los utilizados por Mesoamérica. El convertirse en agricultores y crear los sistemas de riego fue muy difícil, además de progresivo. A pesar de los grandes esfuerzos  no fue tan fructífero como en otras áreas donde el clima y el suelo ayudaban a que se desarrollada más fácilmente la agricultura. Muchas veces la agricultura no servía para sustentar la totalidad de las necesidades, por lo que recurrieron a la caza y la recolección.

Por estos motivos su alimentación no varió considerablemente, Si bien pudieron implementar mayor consumo de hortalizas, también consumían animales y frutos que recogían, aunque en las épocas de trueques es probable que se incorporaron otros alimentos. Los más comunes de la época eran el maíz, el mezquite y la pitahaya, con estos se podían realizar alimentos secundarios como harina o licor. También consumen raíces e insectos para una mayor ingesta de nutrientes.

La economía era simplemente de subsistencia. Sin embargo, los pobladores tenían notorias habilidades para el adobe, el tejido y la cerámica, así como en la fabricación de artillería para combatir a los nómadas del desierto. Cuando se producen más productos de los que se necesitaban podían realizar intercambios. Una de las principales fuentes de intercambio fue las transacciones con el mineral de turquesa, que se halla dentro de piedras volcánicas, sedimentarias y arenosas. Esta piedra preciosa de color verde azulado permitió una estrecha relación entre la cultura oasisamericana y la cultura mesoamericana, que la consideraba de gran valor.

En cuanto a la vestimenta, los oasisamericanos tenían atuendos similares a otras culturas precolombinas, taparrabos, sandalias y bandas en la frente o vinchas. Todas se elaboraban con piel de animal y cumplían la función de proteger en sus actividades cotidianas. Las mujeres de la comunidad debían llevar capas para resguardar a sus bebés. También utilizaban delantales o mandiles atados a su cintura, y cuando menstruaban se los debían pasar por la entrepierna. También eran utilizados los pañuelos en la cabeza y algunas camisas. Las mujeres además utilizaban accesorios para complementar su vestimenta, como collares, brazaletes o pectorales. Estas accesorias indican las clases sociales y denotaban la jerarquía dentro de ella.

La arquitectura de la época varían según la cultura, los Anazasi produjeron grandes bloques multifamiliares, de varios pisos, eran  escalonados y algunos de ellos se encontraban en los acantilados, algunas de las regiones donde hicieron estas construcciones son Nuevo México, Casas Grandes y Chihuahua. Por otro lado lo Hohokam tenían estructuras más simples de habitaciones semisubterraneas con techos de hojas y troncos. Por ultimo, los mogollones tenían una arquitectura con formas rectangulares, y a los edificios ceremoniales les agregaban una curvatura en las paredes.

En lo que respecta a la religión, o el culto a las deidades, comparten muchas prácticas y creencias con la cultura mesoamericana, gracias al comercio que los unía. Los oasis americanos eran politeístas y sus deidades se relacionaban con dioses que cumplían la misma función en otras culturas, como la fertilidad y la naturaleza. Una de las deidades más conocidas de Mesoamérica fue el Dios Quetzalcóatl el cual recibía culto constantemente y era el centro de la mayoría de las ceremonias. Su nombre significa serpiente emplumada. Este Dios fue conocido en la mayoría de las antiguas civilizaciones prehispánicas. Este término surge a partir de elementos que veían en su cotidianeidad y a la que atribuyen diferentes simbologías. Quetzalcóatl unifica la esencia masculina y femenina, desde la perspectiva de la creación, simboliza al mismo tiempo, vida, sabiduría, luz, conocimiento y fertilidad.

Otra deidad ampliamente conocida es Huitzilopochtli, Dios del sol. En Oasisamérica consideraban a las guacamayas como una de las maneras en que este Dios se manifestaba, por lo que eran animales sacros. Posteriormente tanto en Mesoamérica como en Mesoamérica comenzaron a domesticarlas para utilizarlas en los rituales al Dios Sol.

El juego de la pelota era una práctica importada de Oasisamérica y en Mesoamérica, y aunque se practicaba en la cotidianeidad, tenía un gran significado y representaba un ritual dentro de la sociedad. También era utilizado para resolver inconvenientes entre sus pobladores.

La cancha era construida en una fosa, para representar el inframundo. La pelota era movida a través de golpes realizados con las rodillas, codos y cadera. Algunos historiadores creen que jugaban dando al círculo atributos sagrados y relacionándolo con el astro más grande del sistema solar, el Sol. Aunque también se lo vinculaba, aunque en menor medida con la Luna y Venus. Interpreta que cuando se caía la pelota era un designio malvado de algo que iba a ocurrir, por lo que intentaban que no cayera. Asimismo se creía que el juego reflejaba la disputa entre Huitzilopochtli, dios del Sol y su hermana Metztli, la diosa de la Luna. Y que después de esto, debía estar soleado el día siguiente. Hay dos hipótesis sobre lo que le pasaba al ganador, la primera es que era eternamente protegido por los dioses, la segunda es que el vencedor debía ser sacrificado.

Culturas de Oasisamérica

Las culturas de Oasisamérica eran sedentarias y practicaban la agricultura, la recolección y la caza. Primero fueron cazadores y recolectores por periodos muy amplios, luego se convirtieron en agricultores. Debido a la sequedad del territorio y a la necesidad de sistemas de irrigación complejos, comenzaron a ser cada vez más expertos. Se cree que parte de estas técnicas fueron importadas de las culturas sedentarias de la Sierra Madre occidental así como de Mesoamérica.

El desarrollo de la agricultura permitió una mayor expansión y un mejor desarrollo económico, complementado con otras fuentes de subsistencia. Algunas de las actividades que compartían era el trabajo en cerámica, la construcciones de adobe y el tejido. Su mayor apogeo fue en el siglo XIV y XV, donde todas las culturas tenían mayor tamaño, poder y estaban mejor asentadas. Las diferentes culturas de las regiones se mantuvieron autónomas debido a las amplias distancias que separaban geográficamente a las poblaciones. Hubo tres culturas principales y tres con las que compartían varios rasgos.

“Grandes culturas como la anasazi, la hohokam y la mogollón imprimieron un sello peculiar en los áridos paisajes septentrionales con sus sistemas de control del agua y de la erosión. Canales, terrazas, presas y camellones transformaron el desierto. En los valles, las mesetas y los acantilados se erigieron poblados con viviendas multifamiliares de varios pisos. Extensos y numerosos caminos enlazaban entonces los centros de poder con las comunidades dependientes”.- Investigadores Alfredo López Austin y Leonardo López Luján.

La cultura Anasazi: Se establece en una región conocida como las cuatro esquinas, que esta conformada por los cuatro estados actuales de Utah, Arizona, Nuevo México y Colorado, en un territorio con vastos bosques de enebro, donde los antiguos pobladores supieron aprovechar los recursos naturales. Su historia data desde antes del siglo I a.C. , atravesando períodos de florecimiento de la cestería, la cerámica y la mampostería. Es la cultura precolombina más estudiada de los Estados Unidos, y una de las más complejas de toda Oasisamérica.

Esta comunidad precolombina es la antecesora de los actuales Indios Pueblos, Zuñi y Hopi. Tienen diferentes periodos Pueblo, su inicio es evidente por el desarrollo de la cerámica, sus piezas solían ser de color blanco o rojo, con diseño de color negro. En la fase de Pueblo I, que abarca del 700 d.C. al 900 d.C., esta cultura desarrolló sistemas de riego y sustituyó sus habitaciones semi subterráneas por casas mejor construidas de mampostería. La fase de Pueblo II está marcada por la construcción de grandes obras de arquitectura, como los multifamiliares de varios pisos. Algunos se encontraban en acantilados. La anteúltima fase, Pueblo III, que inició en 1100 d.C. hasta 1300 d.C fue el momento de desarrollo de la agricultura y de mayor construcción de redes de comunicación regional. En la fase de Pueblo IV, se vienen abajo estas redes, los sistemas se redujeron, los centros quedaron en abandono. Se cree que el motivo fue la prolongada sequía de 1276 a 1299. Se volvió a la cacería y a la recolección. Cuando llegaron a la zona los europeos estaban los Indios Pueblo, pero sin conformar una unidad. Fueron sometidos de forma definitiva tras la conquista europea de 1540.

La cultura Hohokam: su comunidad se establece en las regiones de los desiertos de Arizona y de Sonora, alrededor de los ríos Colorado y Gila. En esta región era sumamente difícil practicar la agricultura, por lo que crearon amplios sistemas de irrigación y canalización, con acueductos que llegaban hasta los 10 kilómetros de longitud y varios metros de profundidad. Son una cultura mucho menos conocida que los Anasazi, y su identidad es materia de debate. Tiene un desarrollo cultural que puede dividirse en cuatro periodos. El primero es el pionero, desde 300 a. C. hasta el 550 d.C., seguido por el periodo Colonial, desde 550 a.C. hasta el 900 d.C., a este periodo le continuó el Sedentario desde 900 d.C. hasta el 1100 d.C y por último el Clásico, que abarcó del 1100 d.C. hasta 1450 d.C.

La cultura Mogollón: se establecieron en la región de la Sierra Madre Occidental, que es una cadena montañosa que rodea todo el oeste de México y de los estados de Arizona, Nuevo México. En esta zona se adaptaron a los bosques de pino y a la minería de turquesa y bermellón. También se caracterizó por prácticas de cultivo y por cerámica decorada con pinturas. Asimismo se conoce que los mogollón practicaron enterramiento ritual de sus muertos y que tenían redes comerciales con Mesoamérica. Se estima su aparición entre 200 a.C y el 1450 d.C., su mayor desarrollo y esplendor fue en siglo XI y para cuando llegaron los españoles en 1450 esta cultura ya no tenía pobladores. Los antropólogos desconocen el motivo de su desaparición.

Se diferencia a la cultura Mogollón de la cultura Paquimé, que surgió a partir de una división o derivación de sus integrantes a partir del 700 d.C.. Tuvieron un gran asentamiento cerca de Chihuahua, allí los arqueólogos descubrieron restos arqueológicos que denominan como casas acantilados, construidas en cuevas de la vertiente oriental de la Sierra Madre, esta cultura tenía relaciones comerciales con Mesoamérica nuclear, proveyendo minerales preciosos como la turquesa y el cinabrio. También comerciaba en las costas del golfo de California, especialmente de conchas Nassarius. Esta cultura compartía rasgos con los Mogollones pero al mismo tiempo, se encontraron prácticas y comportamientos similares a las culturas mesoamericanas, de los cuales recibieron influencia a través del comercio, adoptaron prácticas tales como la cría de animales centroamericanos como la guacamaya o también conductas como el juego de la pelota. Esta cultura se inició en Casas Grandes, zona geográfica que les permitió funcionar como un eslabón entre los pueblos oasisamericanos como con los mesoamericanos. Comenzó su decadencia a partir de 1319.

zona arqueologica Paquime

Otra culturas con las que tuvieron influencias son:

La cultura de Fremont: es considerada una derivación de los Anasazi y se ubicaban al norte de su asentamiento. Con su emigración al norte llevaron consigo formas de costumbre, organización social y tecnología Anasazi. Por eso habría cerámica similar en ambas regiones. Otra teoría es que su cultura derivó de pueblos cazadores de búfalos, de origen atabascano. Adoptando costumbres de estos vecinos del sur. Ellos mismos eran grandes cazadores de búfalos, animales que bajaban del norte de Canadá. Tuvieron considerables vínculos con las culturas aridomericanas.
Se cree que tuvieron un desarrollo menos complejo debido a condiciones más adversas y agrestes del ambiente ecológico donde se encontraban. La cultura Fremont se localiza en la región del actual estado de Utah, su mayor desarrollo ocurrió entre los siglos 750 d.C. hasta el 1250 d.C. y su decadencia comienza a partir de 1250 hasta 1500 d.C. Para cuando llegaron los españoles ya no existía esta cultura, y sus aldeas las ocupaban los Shoshones, un pueblo de habla uto azteca.

La cultura Pataya: o también conocida como Hakataya, se dedicaba a la cestería y a la cerámica, copiando métodos de sus vecinos orientales, la cultura Hohokam, con los que pudieron tener relaciones de parentesco. De ellos también aprendieron el juego de la pelota y la cremación de los cuerpos. La evidencia arqueológica que se relaciona con esta cultura es Blythe Intaglios, donde hay numerosas figuras dibujadas sobre la superficie de la tierra. Ocupaban la región occidental de Oasisamérica, los que serían los estados de Arizona, California, en Estados Unidos, y Baja california y Sonora en México. Se conoce de su existencia desde 770 d.C. hasta 1550 d.C. cuando los españoles llegaron a la región.

La cultura Trinchera: esta cultura se ubica al noroeste de Sonora México y parece haber tenido influencia de la cultura Mogollón, así como de la Hohokam. Vivían en los cerros trincheras, que eran montes modificados por construcciones de sus pobladores, como muros. También fueron conocidos por ciertos tipos de cerámica, como la cerámica trinchera lisa, la cerámica trinchera púrpura sobre café y purpura sobre rojo. Se desarrollaron en diversos escenarios ecológicos. Su desarrollo ocurrió entre el 200 y el 1450 d.C. Cuando los españoles llegaron a Sonora, las trincheras eran habitadas por los primas.

Clima de Oasisamérica

Oasisamérica poseía un clima semiárido y por lo tanto muy caluroso. Por eso no existen las temporadas de lluvia excepto en algunas regiones que llueve más debido a la cercanía con ciertas corrientes de agua. Que haya más lluvia fomenta la agricultura y hace que el clima sea más agradable, por lo que crea mejores condiciones para vivir. La fauna y flora es de tipo desértica y presentan una increíble adaptación a las condiciones climáticas hostiles.

Relieve de Oasisamérica

En Oasisamérica podían encontrarse diferentes escenarios geográficos. Sin embargo era característico por sus paisajes secos de montañas rocosas. El más notorio es la Sierra Madre Occidental, hallada al oeste de México y una parte del suroeste de Estados Unidos. Está montaña recorre unos 289.000 km², tiene un ancho de 150 km y llega a los 3 mil metros sobre el nivel del mar. Los rodean grandes planicies desérticas de los desiertos de Chihuahua y Sonora, este último es el más grande América del Norte y el segundo más grande del continente. También podían encontrarse algunos oasis, de los cuales proviene su nombre.

Hidrografía de Oasisamérica

A pesar de encontrarse en una zona árida y con suelos poco fértiles, está región era atravesada por diversos ríos como el Yaqui Bravo, Colorado Gila, Casas Grandes y Río Mayo, así como diferentes lagunas que poco a poco se fueron secando.

Estas corrientes de agua tuvieron una influencia considerable en las diferentes tribus que habitaban, no sólo permitió el desarrollo de la agricultura como una forma de subsistencia y de alimentación, sino también en las transacciones económicas locales. Asimismo permitió una mayor calidad de vida y desarrollo.

Flora y fauna de Oasisamérica

La flora en las zonas áridas suelen estar compuestas por especies xerófilas, es decir adaptadas a los climas secos. Estas plantas y arbustos no requieren agua, ya que tienen la capacidad de almacenar dentro de sus tejidos los líquidos necesarios para subsistir.

Se puede encontrar flora de cactus, agaves, matorrales, y magueyes en las zonas desérticas. En las zonas más cercanas a los ríos pueden encontrarse bosques fundados y con una altura considerable. Una de las especies más comunes es la Biznaga, un cactus de un metro de alto al que en primavera le salen flores amarillas. También está el cactus de Beavertail, al igual que la Biznaga es cetácea pero a diferencia de ella, le nacen flores púrpuras en primavera y verano, esta última es propia del desierto de Colorado y Noroeste de México. También están las Amapolas de Arizona, de cuatro pétalos amarillos y naranjas, la Flor Ghost que son blancas excepto en su centro donde tienen una totalidad de color rosado o purpura y las Flores de Ocotillo, esta es a flor mas autóctona y posee un color rojo intenso, solo florece en épocas de lluvia.

La fauna estaba conformada por animales como coyotes, aves e insectos, reptiles y en algunas zonas de pastizales, zorros y pumas. También pueden hallarse tortugas en todo Oasisamérica que se alimentan de plantas, insectos y lombrices, se quedan escondidas casi todo el tiempo excepto en el amanecer o en los días lluviosos. Asimismo son comunes los búfalos o bisontes americanos, este animal fue cazado por estas culturas debido a la falta de alimento y fue llevado casi a la extinción. Asimismo poblaban esa zona y aún lo hacen el Escorpión peludo gigante o Alacrán amarillo del desierto, que puede ser letal en niños o en personas alérgicas. De igual manera, podemos encontrar ratas del desierto o las ratas canguro, así como también los buitres negros americanos o zopilotes, que son aves desérticas que se alimentan de carroña. Tanto la flora como la fauna luchan por el acceso al agua.